Más de un 40% de ahorro en electricidad

Meritxell Esquius
Meritxell Esquius
mayo 4, 2016 in Casos prácticos

Un nuevo ejemplo de edificio público en que el ahorro energético es un claro protagonista. Gracias a la labor del Consell Comarcal de la Garrotxa, el Ayuntamiento de la Vall de Bianya, en la provincia de Girona, y el trabajo de nuestro Silver Partner DomoStock, se ha realizado este proyecto de automatización con resultados excepcionales.

La instalación y programación del Miniserver en el Dispensario municipal de la Vall de Bianya ha permitido llegar a más de un 40% de ahorro en el consumo de electricidad en dos años. Como principal cambio, el control inteligente del sistema de clima que ha permitido tener un uso mucho más eficiente.

Planes de Acción para la Energía Sostenible

Este proyecto se ha realizado teniendo como perspectiva el PAES (Plan de Acción para la Energía Sostenible), un plan promovido por la Unión Europea e impulsado por las diputaciones provinciales donde se adhieren los alcaldes con un objetivo claro:

“Conseguir una reducción de emisiones superior al 20% para el año 2020”

Para conseguir este objetivo se necesitan propuestas de ahorro en el ámbito de la energía, movilidad, residuos y agua, de forma que puedan reducirse las emisiones de gases que provocan el efecto invernadero.

paes

La Diputación de Girona junto al consells comarcals formalizaron su compromiso en la DG Energía de la Comunidad Europea y responde como Coordinador Territorial del Pacto para ofrecer soporte técnico y económico a los que se junten a este Pacto.

Proyecto de automatización en edificio público

Una auditoría energética realizada en el dispensario municipal concluyó que era necesario realizar un control y regulación del sistema de clima porque no era lo suficientemente eficiente. La climatización en el edificio se realiza mediante suelo radiante y antes de este proyecto, la calefacción se controlaba de forma manual.

Photo 2-5-16 9 43 19

Los principales cambios que facilitaron un control más eficiente del sistema de calefacción y como consecuencia el importante ahorro en el consumo fueron:

Configuración de zonas

El edificio se ha dividido en cuatro zonas en las que se ha definido una temperatura objetivo durante los días y horas específicas.

En las zonas como por ejemplo la entrada, se ha definido la temperatura un poco inferior ya que es una zona de paso y no es necesario tener una temperatura demasiado alta, de lo contrario, en la zona del médico y la enfermera, la temperatura objetivo es superior para incrementar el confort.

Planificación de horarios de funcionamiento

La planificación y programación de los horarios en que el sistema de clima debe funcionar dependiendo de las zonas permite olvidarse en encender y apagar la calefacción, con el riesgo de que el sistema quede encendido durante un fin de semana o durante horas que no hay nadie en el dispensario.

Además, si así lo desea el responsable del mantenimiento, puede cambiar los horarios de forma fácil desde la App o desde el navegador web.

Horarios

Control de temperaturas

Un control más exhaustivo de la temperatura interior y exterior, permitiendo adaptar la temperatura de las diferentes zonas internas a la temperatura exterior, de modo que si en el exterior hace calor, el sistema de calefacción se activa con menor intensidad.

Resultados en el ahorro

Gracias a estas medidas realizadas a partir de la instalación del Miniserver de Loxone y la programación de objetivos por zonas y horarios, ha sido posible llegar en dos años (del 2013 al 2015) a un ahorro del 41,1% en el consumo eléctrico del edificio.

Este ahorro transformado en resultados monetarios se convierten en 2.450€, que comparado con el coste total de realizar la instalación (3.093,43€) y teniendo en cuenta la subida de precios de la energía, supone que estará amortizado en pocos meses.

El papel de consultores energéticos

El Consell Comarcal de la Garrotxa trabaja junto a otros ayuntamientos para asesorarlos en concepto de eficiencia energética. Actualmente, se están realizando proyectos para regular las temperaturas de las aulas en zonas escolares, un sistema de alumbrado eficiente, la implementación de biomasa en diferentes equipamientos e instalaciones con energías renovables.

Los próximos objetivos consisten en que la incorporación de sistemas inteligentes no quede solamente en el ámbito público sino también se incentive a las casas particulares a realizar estas instalaciones.

Desde Loxone, nos gustaría felicitar a esta entidad y a nuestros Partners por esta labor de consultoría y por los resultados tan positivos que están obteniendo.

"Quiero descubrir más sobre LOXONE"